0
Proteccion/ControlAutomáticos

Automáticos

Decide entre los principales fabricantes líderes del sector (Schneider, Legrand, Hager), todos ellos te ofrecen una increíble relación calidad precio en los interruptores automáticos magnetotérmicos. A la hora de comprar se tiene que tener en cuenta principalmente la intensidad, gama (Doméstico, Residencial, Terciario o Industrial) y el número de polos (1 Polo, 1 Polo + Neutro, 2 Polos, 3 Polos y 4 Polos). Existen otros factures como el poder de corte y la curva que se tienen que considerar para una buena instalación.

Automáticos 1 Polo + Neutro (1P+N) Destacados (Ver todos)

Los interruptores automáticos de 1 Polo + Neutro, son los más frecuentes de instalar en viviendas, locales, etc… que tienen suministro monofásico B2 (230 V entre fase y neutro), existen para comprar distintos fabricantes y gamas.

Automáticos Bipolares (2 Polos) Destacados (Ver todos)

El interruptor automático de bipolar (2 Polos) es el más polivalente en instalaciones monofásicas, pues puede ser montado en instalaciones con suministro B1 (230V entre fases), o en el más frecuente B2 (230V entre Fase y Neutro).

Automáticos 3 y 4 polos Destacados (Ver todos los Tripolares o Tetrapolares)

Los interruptores automáticos de 3 y 4 Polos se instalan en suministros trifásicos y sus circuitos correspondientes, los tripolares se suelen comprar para máquinas y motores que no necesitan neutro, por el contrario los tetrapolares se suelen usar como interruptores generales de cuadros y circuitos trifásicos con neutro como aires acondicionados, elevadores, etc…

Los interruptores automáticos magnetotérmicos son elementos de protección de las instalaciones, por eso es necesario seleccionar la intensidad adecuada a cada circuito, evitando sobrecalentamientos en los circuitos y sus posibles consecuencias, teniendo en cuenta varios factores a la hora de comprar un interruptor automático:

- Intensidad: Es sin duda la una de las principales características, pues al calentarse en condiciones de funcionamiento normal, y superando la intensidad calibrada, abre el circuito.

- Polos: Este apartado depende del tipo de circuito y del cableado que deseamos proteger.

- Poder de corte: Es la intensidad máxima soportada en caso de cortocircuito, para poder abrir el circuito.

- Curva de disparo: Existen tres curvas principalmente, B, C y D, cada una con distintos tiempos de disparo, la más frecuente es la C.

Otro apartado a tener en cuenta es la gama a la que pertenece, pues no es lo mismo un automático de gama vivienda (manetas naranjas), que uno terciario o industrial. Además es recomendable instalar fabricantes de primer nivel como Schneider, Legrand, Hager, o similares, ya que la seguridad de la instalación depende de estas protecciones eléctricas.